El teclado inalámbrico es, con mucho, la mejor manera de minimizar la molestia de los cables enredados en tu escritorio. Como no hay conexión por cable, no tendrás que sentarte demasiado cerca de la pantalla para manipular el ordenador. El principal beneficio de usar un teclado inalámbrico será la limpieza y el orden que aporta a su espacio de trabajo. Eficiencia, comodidad y productividad, Tres factores que riman muy bien con el teclado inalámbrico. Para facilitarle la selección, hemos reunido una selección de los teclados inalámbricos más atractivos del mercado para guiarle hacia el modelo que más le convenga. En nuestro ranking se incluye el Logitech K380, un teclado inalámbrico que puede ser recogido y utilizado en cualquier lugar y en cualquier momento. No hay mejor palabra para describirlo que conveniencia. El combo Logitech MK330 viene a su vez, un modelo que puede conectarse a su dispositivo dentro de un rango de hasta diez metros.